Visitillas :D

lunes, 26 de diciembre de 2011

...Negar lo que sientes no te hará olvidar...

No sé quien inventó los reencuentros, pero personalmente, hay algunos que odio
Cuando alguien se va, alguien verdaderamente importante, de esos que tú dices "le quiero y quiero tenerle cerquita mío", tú piensas "borrón y cuenta nueva". Empiezas a intentar creer, y digo intentar porque es una mentira de esas que se pillan antes que a un cojo, intentar creer que le olvidas, que poco a poco vas dejando de pensar en él. Al principio funciona, ¿eh? Yo misma lo afirmo, porque es lo que me pasaba a mí. Mis textos siempre van acordes con lo que pienso, siento y vivo en el momento. Pues eso. Yo creía que aunque viniera de vez en cuando, pues que iba a pasar página, que no iba a sentir lo mismo por él al verlo, es más, me atrevía hasta a apostar por otros, a intentar vivir experiencias nuevas y dejarle a él a un lado de mi mente y en el cajón de los olvidados de mi corazón. Pues bien, resumen de mi experimentación: una mierda para mí. Ese cajón no hay quien lo cierre ni hay quien controle mi mente. Por desgracia es así. Otra vez le volví a ver, otra vez el mundo al suelo. Con sólo oír su risa ya olvido todo lo demás. Soy débil, y él mi debilidad, qué puedo hacerle... Si es que con sólo saber que está aquí ya empiezo a pensar en qué sentiré, y bien que acierto cuando pienso que no lo olvidé... Ya no sé qué hacer, ni qué excusa ponerme a mí misma para no pensar en él, no sirve de nada engañarme ni negar lo que siento... Quizá tenga que volver a hacer lo que hice ya una vez, y es acostumbrarme a ello... Sólo así quedará como un bonito recuerdo, pero el caso es, ¿cuánto tardaré en conseguirlo? Porque esto se me va de las manos, el tiempo no se para a esperar a que lo consiga y a mí me empieza a agobiar. Lo único que tengo claro son dos cosas: la primera es que tengo que hablar con él sí o sí porque siento que debo hacerlo, que hace mucho que no lo hago y aún quiero que me explique el por qué dejó de hablarme; y la segunda es que le quiero, pero pase lo que pase y tarde lo que tarde, lo conseguiré, conseguiré olvidarle, pero no puedo evitar que mientras tanto aún me haga sentir...
Maca!


# Sólo porque rompistes mi corazón, mi vida paró el reloj que contaba los segundos para verte amor...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.